Portada / TU ALTAVOZ: Artículos de Opinión. / ¿Sirve para algo la Orientación Profesional?

¿Sirve para algo la Orientación Profesional?

No voy a hablar aquí de  las recomendaciones de  Instituciones Europeas en relación a la necesidad de una orientación integral de las personas,  estén o no desempleadas. No pretendo hacer una exposición de la abundante normativa que refleje ese parecer. Mi intención es mucho más simple,  entender qué hace y para qué sirve la figura del Orientador laboral.

Las políticas de austeridad y los recortes públicos que se están aplicando en España ocasionan que siga creciendo de manera desmedida el desempleo. En  época de crisis hay un aumento importante de personas que pasan a engrosar estas listas. Son personas que por diversas circunstancias han perdido su trabajo o no han podido todavía iniciar su proyecto laboral personal. Son personas con diferentes edades, estudios, experiencias vitales y profesionales que actualmente  intentan apañárselas en un mercado global, cambiante y escaso.

En estos momentos de incertidumbre laboral, donde la exigencia de los  mercados es la que marca la empleabilidad de las personas, nos planteamos preguntas a veces de difícil respuesta tales como ¿hacia dónde enfoco mis esfuerzos para conseguir empleo? ¿Qué empleo es el que más me interesa? ¿Cómo evolucionará el mercado laboral ¿ ¿Qué debo hacer para ser competitivo en un mercado laboral de referencia? ¿Qué herramientas debo utilizar para obtener éxito en mi búsqueda de trabajo? ¿Cómo no desanimarme ante continuos fracasos? ¿Qué formación es la más idónea para el desarrollo de mis capacidades personales y laborales? ¿Es necesario algún tipo de permiso para irme a trabajar fuera de mi país?  ¿Quién me puede asesorar para crear mi propia empresa?…Hay tantas preguntas como personas aquí y ahora están desempleadas.

¿Cómo dar respuesta a todas esas preguntas?  Muy sencillo. Habrá que acudir haciendo un símil médico, al especialista. Y en este caso los especialistas son los PROFESIONALES DE LA ORIENTACIÓN LABORAL, las personas más adecuadas por formación y experiencia  para responder, asesorar y proponer soluciones a cada situación.

Siguiendo con la analogía sanitaria, hay cada vez más personas que  padecen la lacra del desempleo, “su enfermedad”, pero carecen, desconocen o no ponen en práctica los remedios o las curas necesarias para la completa extinción de dicha dolencia.  ¿Es en éste momento donde la figura del orientador laboral tiene sentido?  Desde mi punto de vista NO.

La figura del orientador laboral no sólo es necesaria cuando la enfermedad es visible, también es muy necesario como elemento previsor de futuras “afecciones laborales”.

Hay quien piensa que todos los problemas de los desempleados se acabarían si hubiera más empleo y  si las empresas contrataran y estuvieran necesitadas de personal.  Es cierto que si los empleadores contratasen, las cifras del desempleo se reducirían.  ¿Tendría sentido entonces la figura del Orientador laboral?  Para responder y continuando con la semejanza médica, nos podríamos hacer a su vez, la siguiente pregunta  ¿El hecho de que la medicina evolucione hace que los médicos sean prescindibles o que la enfermedad desaparezca? La orientación no debe entenderse como un remedio puntual. Todos los Orientadores Laborales, Técnicos de Empleo, Instituciones Educativas, Organismos Públicos, Personas en desempleo, saben muy bien que la orientación laboral debe ser continuada a lo largo de toda la vida , no sólo debe existir para la resolución de problemas concretos, sino que su objetivo es dotar a las personas de  herramientas útiles que les faciliten la toma de decisiones , que les conviertan en autónomos en su proceso de inserción laboral. Poner a su disposición toda la información necesaria para la búsqueda de empleo intentando resolver todas sus dudas y acercarle a todos los temas relacionados con el mercado de trabajo para  que planifiquen la búsqueda o el mantenimiento del empleo de manera exitosa. Siempre partiendo de sus capacidades, habilidades y competencias que han sido acrecentadas a través de la orientación….

Pese a todo, y debido a los recortes en las políticas activas de empleo,  la figura del orientador laboral está en peligro. Desde las Instituciones  consideran  que las víctimas de esta crisis, las personas desempleadas, se tienen que apañar solas en este arduo proceso de búsqueda de trabajo. Hay sospechas que en breve se despedirán a Promotores de empleo  y Orientadores laborales que dejaran de trabajar como garantes de unos Servicios Públicos de Calidad.

Nos debemos preguntar qué tipo de sociedad queremos y qué rol asumiremos en ese proceso. Podemos elegir entre  definir y construir una sociedad donde los servicios públicos faciliten los medios materiales y humanos para que cada persona desempleada se vea amparada, respaldada y apoyada en el desarrollo de su itininerario profesional o bien abandonar a su suerte a un colectivo necesitado de ayuda.

Todos tenemos números en esta rifa del desempleo. Hoy en día en este mercado globalizado, especializado, de renovación constante, de flexibilidad laboral, hace que el proceso de búsqueda de empleo sea confuso y difícil,  por ello  la figura del Técnico en Orientación Laboral  es aún más necesaria porque cumple la función de  asesorar, informar y conseguir la inserción laboral y la integración social. Sólo si contamos con todos los profesionales dedicados a esta tarea   podemos resolver los problemas actuales y venideros.

Esta mañana he  paseado por  Salamanca,  escuchando la música que unos niños nos regalaban.  Acompañando a este elenco de futuros artistas, había otras personas que  hacían pequeñas  reflexiones sobre la situación que nos toca vivir en estos momentos. Voy a transcribir una bonita historia que nos han contado:

“Un antropólogo propuso un juego a los niños de una tribu africana. Puso una canasta llena de frutas cerca de un árbol y les dijo a los niños que aquel que llegara primero ganaría todas las frutas.

Cuando dio la señal para que corrieran, todos los niños se tomaron de las manos y corrieron juntos. Después se sentaron juntos a disfrutar del premio.

Cuando él  les preguntó por qué habían corrido así, si uno sólo podía ganar todas las frutas, le respondieron:

UBUNTU, ¿No entendemos cómo uno de nosotros podría estar feliz si todos los demás están tristes?

UBUNTU, en la cultura Xhosa significa “YO SOY PORQUE NOSOTROS SOMOS”

La figura del Orientador es necesaria como lo es la de todos los profesionales cuya función es la de ayudar al crecimiento personal y laboral de las personas. Hagámoslo todos juntos.

Luis Castro.

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

6 comments

  1. Totalmente de acuerdo con lo que apuntas en esta gran reflexión! Ahora más que nunca debemos destacar la importancia de la orientación y luchar no solo porque sea un servicio puntual en tiempos de crisis sino algo duraderoen el tiempo. Por este motivo me ha encantado que resaltes el objetivo de la orientación como algo más que paliar los problemas actuales.
    Siguiendo esta línea argumental yo añadiría la importancia y la necesidad cada vez más notable de que la orientación escolar y laboral hagan actuaciones coherentes, integrales y continuadas en el tiempo. Des de mi punto de vista, la orientación escolar debe empezar a trabajar con los chavales a lo largo de toda su escolaridad y no solo cuando es nesario elegir estudios. De esta forma estaríamos ganado mucho, ya que las personas augmentarían su autoconocimiento y harían una toma de decisiones más responsable y consciente, elemento que facilitaría mucho sus futuras carreras professionales y la relación con la orientación laboral.
    Un saludo y felicidades por el blog!

  2. Qué acierto de comentario. Te felicito por esta nueva sección del blog en la que haces una reflexión más pausada. Éste de la orientación profesional es certero. Precisamente, el otro día viendo el drama de los #paradosenespera en Salvados y los comentarios que se hacían al respecto de la orientación profesional me acordaba de ti, de tu labor efectiva e implicada. Gracias Luis por tu blog y tu dedicación.
    PD: Me guardo el cuento de Ubuntu para mis alumnos 😉

  3. Me ha gustado mucho tu reflexión sobre el papel de la orientación laboral y coincido con la visión de sus funciones como algo análogo a la prestación sanitaria: el orientador es el médico de cabecera de la salud laboral. También lamento que esta sensibilidad se aleje de las actuales intenciones de quienes nos gobiernan que, lejos de intentar prevenir o paliar el desempleo, están imponiendo un modelo de mercado competitivo donde, el “mejor”, es el que se lleva todas las frutas de la cesta…
    En este tiempo insolidario, más que nunca, tenemos que unir nuestras fuerzas para defender a todos los profesionales de la orientación laboral y con ellos la dignidad y el futuro de los que no tienen empleo.
    Un abrazo
    RAFA

    • Muchas gracias por tu comentario y en esa misma linea solamente añadir que el error de la clase dirigente es la falta de escucha activa, la falta de empatizar con los problemas de los ciudadanos, el carácter ególatra que impera en la clase política, todo ello nos conduce a una sociedad en la que los gritos de demandas se convierta en un leve susurro poco audible para unos dirigentes más ocupados en sus intereses propios que en los comunes.

  4. Un articulo muy acertado. Debemos decidir qué modelo queremos. El de la mano de obra sin formación y barata, o el de la especializada que genere riqueza y empleo de calidad. Pero, para esto último necesitamos invertir en formacion de calidad e investigación. Además no podemos seguir con la destrucción continua de empleo, necesitamos politicas que reactiven el empleo,sólo así saldremos de la crisis y sólo así costruiremos un futuro mejor.
    Mi abuelo solía decir que “debemos sembrar ilusiones para recoger algun día realidades”, sembremos y recojamos pues

    • Muchas gracias por tu comentario. Yo abogo por una mano de obra formada e informada, desde esos pilares como muy bien dices se construirá una sociedad con talento, ilusionada y mas justa. Los más sabios son los que ya nos precedieron. Pues hagamosles caso, sembremos y recojamos
      Un saludo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies y privacidad

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. También puedes conconocer nuestra política de privacidad a través del enlace de la web..

ACEPTAR
Aviso de cookies